Hablemos de… Submarine Attack (1993)

Master System es una máquina cuyo catálogo abarca varios shooters de gran calidad como Fantasy Zone II, Power Strike II o Sagaia. Sin embargo, este Submarine Attack ha quedado relegado injustamente al olvido quizás por su lanzamiento tardío en los últimos años de Master System y cuando ya las nuevas consolas Saturn y PlayStation ya estaban anunciadas.

La Criatura Metamórfica ha vuelto a capturar ciudadanos de Balderia, ¡Que todavía no se había recuperado de su último encuentro con el monstruo cuatro años atrás! ¡Guíe al almirante Mikan a través de los peligros de las aguas profundas hasta el complejo enemigo, y ayúdele a destruir el monstruo.

Con esta sinopsis, que podía estar mejor expresada la verdad, la caja del juego nos pone en situación para encarar la aventura que vamos a vivir al encender nuestra consola. La propia portada ya nos adelantaba que nos pondríamos a los mandos de un submarino para surcar las inseguras profundidades del océano.

A los mandos de nuestra nave debemos disparar a todos los enemigos para avanzar a través de fases con desplazamiento automático; evidentemente todas se desarrollan en un ambiente acuático, pero con gran variedad con ciudades submarinas, cuevas o bases enemigas. Y la variedad de enemigos es digna de admirar teniendo que enfrentarnos a otros submarinos, embarcaciones o helicópteros; pero también a criaturas y otras sorpresas.

Al final de cada nivel habrá un jefe final que tenemos que eliminar para avanzar a la próxima pantalla. Su curva de dificultad está bien diseñada y aunque el juego no es fácil; tampoco nos toparemos con una dificultad que consuma nuestra paciencia, eso sí al terminar los seis niveles podemos empezar una nueva partida que será más difícil. La mayor dificultad en sus mecánicas es que el submarino no puede volver hacia atrás para esquivar enemigos, pero al encontrar potenciadores al derrotar enemigos, mejoraremos la velocidad y será más viable evadir todo aquello que pueda hacer daño en nuestro submarino al impactar.

Sobre los controles son fáciles y responden bien, con la cruceta nos movemos, con un botón usamos el tiro principal y con el otro el disparo secundario que será diferente según las mejoras que encontremos. Por otro lado, tiene unos gráficos bonitos, muy coloridos como suele ser para esta máquina. Su apartado sonoro goza de calidad, especialmente para esta consola, no es que me encanten sus melodías; pero no se puede decir que no cumplan su cometido de acompañar al jugador en la aventura.

Submarine Attack, pese a ser un producto de SEGA, fue rápidamente enterrado a favor de otros productos con mayor popularidad o escenarios más atractivos; pero si os gustan los shooter clásicos os recomiendo que le deis una oportunidad.

Datos de interés:

-El juego tiene poco texto en un inglés muy básico, pero existe traducción al castellano.

-Entrada reeditada de una mía publicada en vozidea.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
Facebook
Twitter