Top 108 Master System / Mark III

9. Jang Pung 3 (1994) (2 jugadores)

Para mi el mejor juegos de lucha de toda la generación 8 bits. Es un juego pirata que sólo salió en Corea que está claramente inspirado en Street Fighter II, pero que logra diferenciarse. Tiene un control, gráficos y fluidez de combate increíbles que hace dudar que realmente estemos jugando en esta consola.


8. Ninja Gaiden (1992) (1 jugador)

Esta aventura de Ryu Hayabusha ha pasado más desapercibida, pero es uno de los imprescindibles del catálogo. En esta ocasión nuestro ninja además de usar su espada, puede rebotar en paredes para escalar y usar un repertorio de armas y poderes que le permitirán avanzar por los niveles y derrotar a los enemigos finales. Personalmente me gusta más que las entregas de NES porque su dificultad es más accesible.


7. Battletoads in Battlemaniacs (1996) (2 jugadores)

Exclusivo de territorio brasileño y uno de los mejores beat’m up de la generación 8 bits. Se trata de una adaptación de la versión aparecida para Super Nintendo; pese a ello atesora gran calidad con unos controles precisos y variadas animaciones para los ataques de los personajes. Además alterna las clásicas fases de motos de dificultad extrema que deberemos memorizar para lograr superar.


6. Sonic The Hedgehog (1991) (1 jugador)

El éxito cosechado en Megadrive por la nueva mascota de SEGA propició su aparición en su sistema 8 bits con varias entregas. Esta primera parte no llega a transmitir la velocidad del original; pero consigue diferenciarse apostando por unas buenas plataformas con buena velocidad de scroll sin apenas ralentizaciones. El juego fue bien recibido y sólo se le puede criticar su corta duración.


5. Wonder Boy III: The Dragon’s Trap (1989) (1 jugador)

Un metroidviana con su propia personalidad y uno de los mejores juegos de la consola. Un juego inmenso, con bonitos gráficos, banda sonora para el recuerdo, variedad de fases para explorar libremente y un sistema de mejora del personaje basado en adquirir nuevas habilidades tras derrotar a los jefes de cada zona. En definitiva, un imprescindible del catálogo.


4. Golden Axe Warrior (1991) (1 jugador)

Es un clon del Zelda original de NES, pero no hay que verlo como una burda copia sino como una gran mejora del mismo y con su propia personalidad. El juego narra una historia de venganza familiar y cuenta con un apartado colorido y detallista junto a una música buena que lo convierten en uno de los mejores juegos de la Master System. Como defecto hay que mencionar una dificultad que puede desesperar.


3. Phantasy Star (1987) (1 jugador)

Rol japonés que une mecánicas clásicas como el combate por turnos o el sistema de niveles por experiencia con novedades para la época como viajar a varios planetas, uso de vehículos o la exploración de mazmorras en primera persona. Pero lo más importante, una historia compleja para su año y que justifica todas las horas necesarias para completarlo.


2. Alex Kidd in Miracle World (1986) (1 jugador)

Parece increíble que uno de los juegos iniciales del sistema alcanzase unas cotas de calidad tan altas. Alex Kidd combina perfectamente plataformas de calidad; fases donde manejamos vehículos; combates de piedra, papel, tijera; multitud de puzzles, trampas y objetos. Todo con un apartado técnico sobresaliente.


1. Land of Illusion Starring Mickey Mouse (1992) (1 jugador)

Muy superior al anterior Castle of Ilusion, pero no tan conocido. Este plataformas con ambientación fantástica mejora en todo al anterior: gráficos más detallados, mayor número y variedad de fases, una mejor historia con narración, un mapa que nos permite volver a visitar anteriores niveles, nuevas habilidades que deberemos usar para poder avanzar y un gran apartado sonoro. No sé si será el mejor juego de Master System, pero sí creo que es su mejor plataformas.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *